Cuarto Real de Santo Domingo.
Del 3 de noviembre al 10 de diciembre, de 10:30 a 14:30 h, y de 16:00 a 20:00 h.
Andreu Alfaro: La pasión por el jazz

 

 

Jazz-collage, 1994 © Col·lecció Andreu Alfaro

La exposición “Andreu Alfaro: La pasión por el jazz” reúne una selección de esculturas y dibujos que el artista valenciano Andreu Alfaro (Valencia 1929-Godella 2012) realizó en torno a esta cultura, la mayoría de ellas provenientes de la serie “Jazz” (1994). Organizada, en este ocasión, con motivo del Festival de Jazz de Granada, el título de la exposición está tomado de un poema de Marc Granell inspirado en uno de los trabajos del escultor valenciano en torno a esta música. 

 
Andreu Alfaro (Valencia 1929 - Godella 2013) fue un gran melómano. De entre todas las músicas, sentía verdadera pasión por el jazz y, en especial, por las figuras legendarias del swing norteamericano de los años 30 y 40. Pero donde más disfrutaba de la escucha de esta música era en el ambiente cercano e íntimo de los clubs de jazz. Cada vez que viajaba a NY asistía a algún concierto, y no era extraño verlo dibujar del natural, verdaderamente complacido.
 

Billie Holiday, 1994 @ Col·lecció Andreu Alfaro


Para Alfaro el jazz no era solo un particular estilo musical o la mejor expresión de la identidad cultural afroamericana, representaba también, según confesó, un estado del espíritu capaz de “cantar las penas para transformarlas en gozo” que le recordaba los difíciles años de la posguerra cuando “oía las canciones de las criadas, como se llamaban entonces, que se contestaban las unas a las otras cantando desde los patios mientras cocinaban o tendían la ropa".
 
En 1994, reconocido a nivel internacional como uno de los principales renovadores de la escultura española de la segunda mitad del siglo XX, quiso consagrar una serie “a la música de los negros norteamericanos, que tanta alegría apasionada me ha proporcionado, desde el corazón a los pies, a lo largo de toda mi vida», como declararía.  No era el primer artista en abordar el jazz, basta recordar trabajos memorables de Man Ray, Matisse, Mondrian, Lee Friedlander, Pollock o, en el caso de nuestro país, de Tàpies, Guinovart o Tharrats, entre otros. Sin embargo, el acercamiento al jazz desde la escultura contaba con pocos antecedentes. De ahí que el realizado por Alfaro, un conjunto de esculturas y dibujos que agrupó bajo el nombre de Jazz —por lo demás, particularmente brillante—, concite un interés suplementario.
 

"1935", 1994 @ Col·lecció Andreu Alfar


Esta exposición reúne una selección de trabajos pertenecientes a esta serie junto a un
grupo de dibujos procedentes de cuadernos de viaje del artista que no fueron concebidos para ser mostrados en público. Todos ellos muestran algunos de los rasgos más significativos de la obra de Alfaro[FE3] , como es “la interpretación de la escultura como un dibujo en el espacio”, según ha señalado la crítica. Bajo este prisma, sirviéndose del hierro y, no por casualidad, del latón pulido, un material presente en sus primeros trabajos como escultor, Alfaro evoca motivos e instrumentos básicos del jazz, incluidos la voz y el cuerpo, cuyas posibilidades expresivas este estilo musical ha llevado a límites insospechados.

La misma energía, viveza, simplicidad y elegancia del trazo desplegada en las esculturas destaca en los dibujos sobre papel, en algunos de los cuales la sonoridad propia del jazz parece haber encontrado refugio en los círculos negros que pugnan por expandirse sobre la superficie del papel, mientras que otros se ejecutan desde la experiencia de la escucha de una pieza musical, como una exploración visual presidida por la improvisación y la expresividad individual, premisas indisolublemente ligadas al jazz.

Mostradas pocas veces al público, las obras dedicadas al jazz representan un conjunto sobresaliente y autónomo que muestra el Alfaro más alegre y juguetón y, a la vez, al artista más lúcido e inspirado.

La exposición en el Cuarto de Santo Domingo reúne 10 esculturas y una veintena de dibujos, así como bocetos preparatorios de las esculturas procedentes todos ellos de la serie Jazz. También se muestran dibujos de cuadernos de viaje del artista  y varios grabados ilustrados por los poemas del escritor Marc Granell, que dieron lugar a una publicación titulada Jazz.
 
Toni Picazo (Comisaria de la exposición)

 

Organiza

Contemporánea - Fundación Alfaro - Ayuntamiento de Granada - Festival de Jazz de Granada

www. contemporanea.org / www.andreualfaro.com/es

 



   
   
Copyright © 2000. Oficina Técnica. Festivales de Jazz de Granada | Reservados todos los derechos